martes, 3 de junio de 2014

serie: PENNY DREADFUL

Londres 1891. Sir Malcolm Murray (Timothy Dalton) y Vanessa Ives (Eva Green) están reuniendo un pequeño equipo para detener el crecimiento de alguna fuerza oscura que amenaza a la humanidad. Aunque no saben exactamente contra quien luchan ya saben que el enemigo es muy fuerte y tiene secuestrada a la hija de Murray....

Penny Dreadful se podría traducir como "historias de miedo de penique", algo así como pequeños libritos de historias terroríficas que los ingleses podian comprar a mediados del siglo XIX por un penique. Traducido en la serie es algo diferente pero tienen algo en común, la ubicación temporal y los monstruos que surjen: Vampiros, Frankenstein, Dorian Gray o Jack el Destripador, entre algunos otros.
Los personajes con los que cuenta la serie son:  
  • Ethan Chandler está interpretado por Josh Hartnett; un hombre encantador, temerario, atrevido y sin miedo a la violencia.
  • Vanessa Ives está interpretado por Eva Green; una joven enigmática con ojos atormentados y que luchará por demostrarle a Chandler que puede ser tan fuerte como él. Sus rezos y plegarias parecen tener una conexión divina, además de su astucia para las primeras impresiones.
  • Sir Malcolm está interpretado por Timothy Dalton; un explorador africano endurecido por una búsqueda muy personal. La búsqueda de su hija, será la premisa de la serie. Una hija curiosamente llamada "Mina" (¿tendrá alguna conexión con el viejo Drácula?)
  • Victor Frankenstein está interpretado por Harry Treadaway. Su única pasión es la línea que separa la vida y la muerte. Esconde grandes secretos.
  • Dorian Gray está interpretado por Reene Carvey, y da vida al joven inmortal que vendió su alma al diablo con tal de poder permanecer eternamente joven. Da el contrapunto sexual a la historia
Si a todo ésto le sumamos que está creada por John Logan y Sam Mendes, y dirigida con muchisimo tacto cinematográfico en sus dos primeros capítulos por J. A. Bayona, el resultado es una serie que vas a disfrutar  de lo lindo, si lo tuyo son los monstruos clásicos. Interpretaciones más que decentes, sustos y alguna sorpresa harán el resto, para que te enganches como a nosotros nos ha pasado en casa. Los capitulos siguientes se nota la falta de Bayona, pero gracias al showrunner la éstetica sigue siendo la misma, y continua desgranando más tramas secundarias con cada uno de sus personajes.

Actualizado 7 de Julio

Pues menudo bajón tras los capítulos finales de la serie. Porque durante este último mes no ha hecho más que divagar, sin encontrar un rumbo concreto que funcione como gancho a la que prometía ser una buena serie. Si al principio estabamos más centrados en la creación de la compañía ante un fin común: encontrar a Mia, la hija de sir Malcolm. Pero tras un magnifico quinto capítulo donde echamos la vista atrás para ver la relación entre Malcolm, Vanessa Ives y Mina (y se desvela también algo ya supuesto por todos), en los tres últimos queda en un segundo plano, pasando como historia principal los problemas de Miss Ives con el diablo.
 Pasamos a una trama mucho más oscura sobre las posesiones. Nos olvidamos de lo pasado con Mia, Dorian Gray gana algo de protagonismo, Chandler casi desaparece hasta el último capítulo, y el dr. Frankenstein se convierte en un yonky al uso. Resultado: los capítulos llegan a hartar, pasan muchas cosas pero no se cuenta nada nuevo que te enganche. Casi deseas que el personaje de Eva Green desaparezca, tan exagerada como siempre y nos centremos en la historia del vampiro.
Otro punto a desmerecer: el vampiro es tratado como criatura diabólica y no como personaje, en un fallo garrafal de los guionistas, ya que introducir al mismisimo Conde Drácula en la historia hubiera dado un salto de calidad. La trama de lo que parecía centrarse en La Momia también se difumina, las escrituras egipcias del cadáver, el personaje del egiptólogo, todo al traste. Gana protagonismo las aventuras de Sir Malcolm en África, pero realmente le falta mucha fuerza a esas historias, todas narradas a viva voz y con las que cuesta simpatizar, por muy bien que intrerprete Timothy Dalton. Y aunque parece que gane algo de fuerza al final la historia de Victor Frankenstein y Ethan Chadler (en un final que era más que predecible para los dos persoanejes), no se yo si tendrán la fuerza suficiente para aguantar una segunda temporada.
En definitiva, que lo que prometía ser una de las series del 2014 junto con True Detective ha terminado por decepcionar bastante. Un inicio fulgurante en sus dos primeros capítulos, rodados como una sóla película según palabras de J.A. Bayona, y un interludio donde se iban desgranando varias subtramas interesantes, desembocan en un final agonizante y demasiado difuminado. Una pena.

2 comentarios:

  1. Tiene cosas interesantes, pero no también hay aspectos que no me han terminado de convencer. Aquí os dejo mi opinión por si tenéis curiosidad ;)

    http://seriesanatomy.blogspot.com.es/2014/07/la-nueva-familia-monster-de-showtime.html

    Saludos!

    ResponderEliminar
  2. pues después de ver el final estoy totalmente de acuerdo. Gatillazo total

    ResponderEliminar